Origen del término adolescencia

Etimológicamente, los términos adolescencia y adulto provienen del mismo verbo latino, adolescere, que significa crecer, desarrollarse. Adolescente deriva del participio presente, por lo tanto es el que está creciendo; mientras tanto, adulto deriva del participio pasado, por lo tanto es el que ya ha crecido.

Aunque esta etimología de adolescente como "el que está creciendo" está generalmente aceptada, algunos pretenden relacionarlo con el español adolecer, de manera que adolescente sería aquel al que le falta algo, sufre (dolencia). Sin embargo, a pesar de que esta segunda acepción encaja mejor con la imagen popular del adolescente que se justificaría por los problemas y crisis de la etapa adolescente, el término castellano de adolecer no proviene del latín adolescere, sino que se trata de una formación propia del castellano sobre la palabra dolor.

¿Te gustó? Pues comparte ;-)
Conoce al autor

Verónica Ayelo Henares

Licenciada en Filología Clásica. Autodidacta y experta en el mundo antiguo

Este sitio usa cookies para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Ninguna cookie será instalada a menos que se desplace exprésamente más de 600px. Leer nuestra Política de Privacidad y Política de Cookies. Las acepto | No quiero aprender cursos gratis. Sácame