Amor fraternal

Es el sentido de la responsabilidad, cuidado, respeto, conocimiento con respecto a cualquier otro ser humano. Es amor entre iguales en medida que somos seres humanos (Fromm E., 2007).

            Es decir, este tipo de amor es aquel que nos hace ser vulnerables hacia ciertos problemas ajenos a nosotros pero que son comunes a la humanidad en su conjunto. La mayoría de nosotros experimentamos sentimientos de cariño y protección, hasta el resto del mundo de los seres humanos porque nos sentimos pertenecientes a una misma categoría, miembros de un todo. Todos los seres humanos tenemos una serie de características físicas y psicológicas comunes, que hace que pertenezcamos a la misma raza por eso sentimos hacia el resto un amor especial, un interés porque toda la raza humana viva, garantizando así la evolución de nuestra especie.

            Un ejemplo de cómo funciona este amor es ante cualquier desgracia que le pase a la raza humana: por ejemplo, si pensamos en los atentados del 11 de Septiembre en Estados Unidos y del 11 de Marzo en España donde murieron muchas de personas, podemos observar este efecto. Es decir, una vez que sucedieron estos atentados el resto de la población, aunque entre los muertos y los heridos no fueran ni tan siquiera conocidos nuestros, el resto de la humanidad experimentamos fuertes sentimientos de tristeza que nos llevaba a experimentar en parte una pérdida afectiva emocional.

            Como conclusión final podemos decir que el amor fraternal es un amor que no es lo suficientemente intenso como otras tipologías de amor, pero es aquel que se siente hacía el resto de la humanidad por ser simplemente humanos. El amor fraternal lo experimentan todos los seres humanos, al menos alguna vez en la vida: cuando nos preocupamos por el paro, cuando nos preocupamos por los niños que se mueren de hambre, etc. Es decir el amor fraternal es un tipo de amor que difiere de los demás porque es mucho menos intenso, pero que tiene componentes afectivos que si que comparten, como puede ser el sentimiento de responsabilidad o de alegría y tristeza cuando sucede algo al resto de la humanidad.

¿Te gustó? Pues comparte ;-)
Conoce al autor

Glenda Cuetos González

Licenciada en Psicología y doctoranda en Psicología y Educación

Este sitio usa cookies para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Ninguna cookie será instalada a menos que se desplace exprésamente más de 600px. Leer nuestra Política de Privacidad y Política de Cookies. Las acepto | No quiero aprender cursos gratis. Sácame