Las clases como textos

   Cuando nos enfrentamos a la lectura de un determinado texto, las perspectivas de llegar a comprender su contenido depende en gran parte de las pistas que nos dan para que el lector construya diferentes tipos de representaciones mentales:

(a) Un esquema del contexto comunicativo

(b) Una representación del texto base y,

(c) Una representación del evento

   En forma muy sucinta, explicaremos cada una, por cuanto que la comprensión de lo que enseñamos en  clases, está relacionada con los recursos o señales que, como docentes, seamos capaces de darles a los estudiantes para que formen tales representaciones.

   En la representación del escenario comunicacional el estudiante se forma una idea acerca de cuáles son las intenciones del autor (informar, explicar, demostrar.) así como también, qué tareas realizará él como lector, para comprender el texto.

   La representación del contenido base está referido a las múltiples estrategias que usa el autor de un texto para que el lector logre crear en su mente un modelo lo más próximo posible al modelo que él, como escritor se formó al momento de escribirlo.

   La representación del evento está referido, específicamente, a la comprensión del tema desarrollado. Por ejemplo, cuando llevamos estos aspectos a un tipo de contenido oral, que es el caso de las clases expositivas.

  1. La representación de la situación comunicativa en clase: 

    Este aspecto exige al docente la realización de dos actividades esenciales:

  • La creación de un escenario en el cual registrar o ubicar el tema objeto de tratamiento en la clase, y

  • . El establecimiento de un marco relacional.

   El establecimiento de un marco relacional está vinculado a los objetivos que el docente debe plantear a los estudiantes con relación al nuevo tema, la justificación de su importancia, qué elementos del tema espera que ellos dominen; esto, lógicamente, generar una actitud de compromiso con el tema.

   De igual forma, un tema nuevo se entiende mejor si se presenta en un escenario mediante el cual el estudiante note que hay aspectos del tema que conoce o del cual posee algunos conocimientos o experiencias que le permitirán comprenderlo. ¿De qué manera el profesor crea este escenario? Por vía de cuatro actividades:

  • El recuerdo, en forma directa de conocimientos anteriores referidos a temas, conceptos, teorías, situaciones problemáticas encontradas inicialmente en la asignatura o en otras materias de la carrera. Se trata pues, que los estudiantes accionen esos conocimientos y se predispongan a emplearlos para comprender el nuevo tema.

  • La búsqueda directa de esos conocimientos entre los estudiantes expresándoles algunas preguntas.

  • Mediante ejemplos, tratando de dar un sentido a lo que expone.

  • El relato en voz alta de lo que supone que los estudiantes piensan o se preguntan sobre el tema; en cuyo caso el profesor actúa como reflejo o espejo de lo que probablemente los estudiantes se planteen mentalmente mientras escuchan la clase.

   2. La representación del contenido base en las explicaciones orales: 

   Este tipo de forma apunta básicamente a la estructura organizativa de la clase.

   Al igual que en un texto, los docentes debemos crear las clases de forma que los estudiantes puedan identificar:

(a) ) Cuál es la organización, es decir, identificar la introducción o presentación del tema, su desarrollo y conclusión.

(b) Su organización, es decir, reconocer el contenido general de la clase, entender de qué trata, cuáles son las ideas principales y elaborar un re-sumen del contenido de la misma.

   Estas estructuras las puede identificar, el estudiante, si el docente planifica su clase expositiva tomando en cuenta el orden en que expondrá sus ideas sobre el tema. El orden, micro estructural de la clase, ha de llevarnos a:

- Identificar las ideas básicas sobre el tema.

- Establecer una concatenación lógica o progresión temática entre tales ideas de modo que resulte fácil a los estudiantes seguir nuestra exposición.

- Relacionar las ideas entre sì en términos causales, descriptivos o motivacionales.

   El orden de una exposición permite, con mayor facilidad, es decir, la comprensión de un tema se verá, sino resuelta, al menos facilitada por parte de aquellos docentes que son ordenados en su exposición; a diferencia de lo que sucede con aquellos que saltan de una idea a otra sin orden ni concordancia.

   A efectos de que el estudiante identifique el orden estructural o el contenido general de la clase, la inquietud como docentes, debe estar centrada en mostrar a los estudiantes cuáles son aquellas ideas o nociones principales que dan un sentido único y  globalizado al tema expuesto, en este sentido debemos distinguir tales ideas y jerarquizarlas.

   En el desarrollo de la clase, esto se puede lograr de dos maneras:

  • A través de un plan sistemático de exposición en el que:

    - Se indica sobre qué se va a exponer.

    - Se expone la idea general.

    - Se nutre esa idea general con elaboraciones adicionales.

    - Se recapitula la idea.

  • A través de la evaluación que tiende a girar sobre las ideas globales

   3. La representación del evento: 

   Este tipo de representación está referida a la idea que el estudiante puede formarse sobre el tema expuesto en clase. Esto es, al reconocimiento de los diversos elementos o propiedades del hecho o fenómeno que se está tratando y las relaciones entre tales aspectos o propiedades.

   La referencia a las ideas o esquemas alude a una particularidad del aprendizaje: cuando aprendemos no internalizamos temas sueltos sino temas organizados con alguna estructura en particular.

   La referencia a las ideas o esquemas alude a una particularidad del aprendizaje: cuando aprendemos no internalizamos temas sueltos sino temas organizados con alguna estructura en particular.

   La creación de un escenario en el cual presentar el nuevo tema, las estrategias empleadas para activar conocimientos previos en los estudiantes, el uso de diagramas, mapas, esquemas, etc., en los que se muestre la relación entre conceptos, son medios que pueden ayudar a la comprensión e internalización de modelos o esquemas correctos.

   Finalmente relacionando los diversos elementos expuestos, podríamos tener la siguiente estructura de una clase:

- Introducción: 

   1. Establecimiento de Objetivos

   2. Creación de un escenario para el tema a exponer, que pueden ser:

- Evocación

- Indagación

- Desarrollo:

- Identificación y jerarquización de ideas.
- Ejemplificación
- Relato en voz alta
- Uso de esquemas, diagramas, mapas conceptuales

- Conclusiones: 

- Evaluación de las ideas generales.

   Esta estructura que podemos reconocer en una clase, sin dudas requiere ser previamente trabajada a modo de plan o esquema por parte del profesor. Hay quienes sostienen que una hora de clase requiere por lo menos de tres horas de preparación y planificación.

 

 

¿Te gustó? Pues comparte ;-)
Este sitio usa cookies para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Ninguna cookie será instalada a menos que se desplace exprésamente más de 600px. Leer nuestra Política de Privacidad y Política de Cookies. Las acepto | No quiero aprender cursos gratis. Sácame