Contratación

Así como en un negocio todo su engranaje empieza a moverse con la primera venta, también es cierto que previamente a la primera venta y a las subsiguientes debe de existir un engranaje (maquinaria, empleados, etc.) listo y bien aceitado para que la producción fluya fácil e ininterrumpidamente.

Parte del engranaje al que me refiero, son los empleados que va a necesitar. Esto es, debe de contratarlos primero y en este trámite se va jugando el futuro inmediato de su empresa y su prestigio (no estoy exagerando).

Le sugiero que no tome decisiones al vapor; cualquier toma de decisiones requiere de información. Y esa información debe de tenerla de una manera previa. Ejemplo: Usted quiere abrir un negocio de antojitos típicos de la región. Lo primero es que conteste y defina la mezcla mercadológica de su negocio: Producto, Precio, Plaza (distribución) y Promoción (le agregué Algo que se conoce como CRM - Customer Relationship Management  y que es Gestión de Relaciones con los Clientes.)

Producto: ¿qué antojitos regionales va a ofrecer?

Precio: ¿cuáles serán sus precios? (Diseñe una carta para que sus comensales tengan la información básica y así puedan decidir qué platillo comerán).

Plaza: ¿dónde va a ofrecer sus platillos regionales? Días y horarios.

Promoción: debe de contar con un volante o flyer, que deberá distribuir en lugares estratégicos: afuera de la iglesia (a la salida de la misa más importante), en el jardín del pueblo y en los días más importantes, a la salida de un centro comercial en días claves, a la salida de escuelas de todo tipo.

CRM: identificar a los clientes más importantes y hacer estrategias especiales de mercadotecnia y venta personalizadas.

 

Tenga muy presente que la calidad ya forma parte de su mentalidad y está presente en todo momento. Asimismo el ambiente de su fonda, antojaría o restaurante, debe estar impecable y limpio en grado superlativo. Ni qué decir del mesero-a que atenderá a los clientes; debe tener más que una buena idea y buena voluntad para hacer su trabajo. La cocinera se cuece aparte; debe de ser una experta en la elaboración de los antojitos; si no es así, adiós a todas las expectativas que tenía en su negocio.
Será un restaurante más en la lista de negocios que a duras penas podrá sobrevivir.

 

Va de cuento: En el pueblo Mágico donde vivo, existen unas 15 carnicerías; todas venden el mismo tipo de carne (hay matanza los viernes de cada semana y la carne proviene de las reses que sacrifican), sin embargo, me he podido percatar que ofrecen 2 tipos de carne: de animales viejos y de animales no tan viejos; pero ambos tipos de carne tienen una cosa en común: ¡duras como suela de zapatos!

Cierta ocasión fui a una de ellas (la que tenía el mejor aspecto externo de todas) y pedí manitas de cerdo; la dependiente me contestó a boca de jarro: ¡No hay! Le pregunté cuándo las tendrá; ¡el viernes contestó!  Le dije ¿Puedo encargarle que me aparte 4 piezas por favor?; ella contestó molesta ¡No!, a lo que pregunté ¿por qué?; y su respuesta muy lógica para ella fue: ¡porque no tengo dónde apuntar! ¡Sin comentarios! Además pude percatarme que en una de las paredes subían y bajaban cucarachas, con el beneplácito de su dependienta (debo señalar que tal parece que es uno de los pocos comercios en esta localidad que tiene tales insectos). Yo tenía por sabido que a más de 2,500 metros sobre el nivel del mar, (en este pueblo estamos a 2,775 metros sobre el nivel del mar) estos asquerosos bichos no prosperan. Pero la naturaleza y la dependienta de esta carnicería hacen milagros y así, ya existe un nidal de cucarachas que sólo esperan la oportunidad de infestar a las casas próximas y colonizar esta población casi virgen de estos non gratos parásitos hogareños.

 

Pero volviendo a la contratación; enseguida le hago varias recomendaciones para evitarle dolores de cabeza en el futuro:

- Debe tener muy claro cuál es el perfil de la persona que desea para cada puesto. Por ejemplo: para ventas o atención al cliente, el aspirante al puesto debe ser extrovertido-a  y proactivo-a (no debe esperar a que le dé indicaciones ante una situación que requiere sentido común como limpiar en donde hay polvo o está sucio, ir al banco a cambiar billetes por monedas; etc.).

- En una palabra, cada empleado se debe granjear (conseguir algo por una actitud comedida y servicial) el puesto.

- Les debe de quedar claro que su sueldo o remuneración debe de salir de lo que hagan, y además debe de quedar una utilidad para el negocio.

- Antes de hacer la contratación durante el trabajo o de preselección de los candidatos, pida a cada candidato que le lleve los siguientes documentos:

- Una solicitud de empleo (de las que venden en cualquier papelería), llenada totalmente a mano y con una fotografía reciente.

- 2 cartas de recomendación dirigidas a usted o a la persona que va a hacer las entrevistas (en aquellos casos que le interese algún candidato, debe hablarle por teléfono a la persona o empresa que dio la recomendación).

- Fotocopia de los certificados de estudio: Primaria, Secundaria, Preparatoria y otros.

- Fotocopias de la credencial de elector y comprobante de domicilio (predio, agua, luz o teléfono).

Esta serie de documentos le servirán a su empresa para ir conformando los expedientes personales de cada empleado que colabore en su negocio.

 

¿Te gustó? Pues comparte ;-)
Conoce al autor

Reynaldo Andres Serrano Becerril

Profesor de Mercadotecnia, ventas y atención y servicio al cliente en Universidad Anáhuac 1985-2010

Este sitio usa cookies para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Ninguna cookie será instalada a menos que se desplace exprésamente más de 600px. Leer nuestra Política de Privacidad y Política de Cookies. Las acepto | No quiero aprender cursos gratis. Sácame