Trabaja con los Textos

Ha llegado el momento de desmenuzar el contenido que tienes delante. Ya empezaste a hacerlo al tratar de explicar lo mismo con otras palabras, pero ahora vas a aprender a "digerirlo" para poder asimilarlo. Para ello, es muy importante hacer mucho trabajo con los textos.

Empieza por Técnicas de Lectura Rápida

Si te encuentras de primeras con un texto denso, quizás tu primera reacción sea huir de él para no agobiarte; es normal. Así que antes de profundizar en él, debes conocer dos técnicas de lectura exploratoria o pre-lectura que te ayudarán a perderle el miedo e identificar el tema de la información. Cada una de ellas sirve para algo distinto, elige la que más te interese en cada momento.

Lectura rápida
La lectura puede ser agobiante si tratas de profundizar la primera vez, así que empieza por una lectura rápida.

 

Scanning

Consiste en hacer una exploración superficial en busca de algo que pretendes encontrar. Es como buscar un mensaje concreto en una conversación de whatsapp que ya tuviste; no necesitas leer todo, sólo buscas la información que ya sabes que está ahí. Dependiendo del tema, existen palabras que te ayudan a localizar lo que buscas. 

Skimming

Consiste en predecir de qué trata el contenido sin necesidad de leerlo todo. Esto sirve para saber, más o menos, qué información te vas a encontrar cuando lo leas completo. También se conoce como lectura diagonal, y existen varios métodos que pueden resultar útiles:

  • Lee las tablas de contenidos, títulos de los apartados, pies de fotos, etc.
  • Lee las palabras resaltadas.
  • Lee el primer y el último párrafo, o la primera y última frase de cada párrafo.

Identifica las Ideas Clave

Una vez que ya hayas hecho la pre-lectura deberás, ahora sí, hacer una lectura comprensiva, con la intención de buscar las ideas clave del texto. Las palabras o ideas clave son aquellas que nos dan información relevante y significativa sobre el contenido. Habitualmente vamos a encontrar una o dos en cada párrafo. Tratar de buscarlas en un texto mantendrá tu atención en la lectura. Además, una vez que las hayas identificado, te ayudará a estudiar posteriormente.

Clave
¡Presta atención! La clave para aprender está en ese texto.

 

Pero, ¿cuáles son las ideas clave de un texto en el que no eres experto? A continuación te daré algunas pistas para descubrirlo:

  1. Lo más obvio, tienes la suerte de que los libros de secundaria y bachillerato suelen tener palabras resaltadas
  2. Las ideas clave son conceptos concretos, no oraciones extensas.
  3. Habitualmente, cada párrafo está escrito en torno a una idea. Busca en el párrafo esa palabra, idea o significado sobre el que se estén "dando vueltas".
  4. Las ideas clave son siempre nombres, acciones o cualidades, así que las palabras clave que debes buscar siempre serán sustantivos, verbos o adjetivos.
  5. Sigue los nexos. Cuando leas expresiones como "por lo tanto", "como consecuencia", "así que", u otras por el estilo, ¡presta atención! Seguro que inmediatamente después vendrá una conclusión importante.

Subraya

Una vez que has leído el texto por primera vez y has encontrado los conceptos más importantes, es aconsejable que los tengas localizados para posteriores lecturas. Así que vuelve a leer y subraya. La primera lectura te habrá dado una idea de qué podrás subrayar; en la segunda, lo harás. Te aconsejo usar colores llamativos, porque esto ayudará a tu memoria visual. 

Subrayar
Subrayar es una de las técnicas de estudio más poderosas.

 

Si te preguntas qué debes subrayar y qué no, he aquí algunas pistas:

  • Subraya palabras, no líneas completas. 
  • La mayoría de palabras subrayadas deben ser sustantivos.
  • Verifica que las palabras subrayadas responden a preguntas como "¿qué?", "¿quién?", "¿cuándo?", "¿dónde?", "¿cómo?" y "¿por qué?"

Subraya 2 o 3 Veces

  1. El primer subrayado puede ser exploratorio y con lápiz, enfocándote en conceptos que hagan referencia al área de interés.
  2. Vuelve a leer el texto y subraya, ahora sí, con un marcador de color llamativo, las ideas clave. Vuelve a leer lo subrayado y verifica que la información está completa.
  3. Puedes hacer una lectura más y subrayar, con otro color también llamativo, algunas ideas complementarias.

Aprende Técnicas de Subrayado

Existen varias técnicas para subrayar, cada una con sus objetivos y ventajas. Incluso puedes hacer una combinación de las mismas:

  • Pensamiento completo. En cada párrafo, identifica una idea central y subraya TODAS las palabras que refuercen esa idea. Al final te quedará un párrafo muy marcado, pero es una técnica muy rápida.
  • Pensamiento incompleto. En cada párrafo, subraya conceptos irreemplazables; evita subrayar frases completas. Es una técnica que lleva más tiempo, y te obliga a autoevaluar cómo conectas los conceptos cuando vuelves a revisar.
  • Telegrama. En cada enunciado dentro de un párrafo, subraya sólo los conceptos que representen una idea fundamental; entre todos construirán una "frase" que resumirá todo el párrafo. Esta técnica implica aún más tiempo, pero te facilitará muchísimo la comprensión cuando hagas una relectura.
  • Señalización personalizada. No es como tal un subrayado, se puede usar por sí sola o para complementar. Consiste en usar marcas como asteriscos, doble subrayado, signos de exclamación... en definitiva, cualquier señal que tú identifiques. Es importante la congruencia en el uso de las señales; es decir, si para ti el asterisco significa una cosa, usa el asterisco siempre que quieras decir lo mismo.

Haz Anotaciones Marginales

Mientras subrayas, también es muy aconsejable hacer anotaciones al margen. Lo ideal es que las emplees para resumir en 2 o 3 palabras el contenido o la intención de cada párrafo.

Hay quienes también usan las anotaciones al margen para definir términos técnicos; pero para eso mejor... 

Haz un Glosario

Elaborar un glosario es otra técnica que también puedes emplear una vez que has identificado las ideas clave de un texto. Puede resultar muy útil especialmente en asignaturas de ciencias, porque en ellas te vas a encontrar con muchos tecnicismos que necesitarás recordar. Consiste, básicamente, en usar un papel para hacer una lista de términos con sus definiciones. Lo ideal es ordenarlos alfabéticamente para facilitar su búsqueda posterior, aunque no siempre es posible si después van apareciendo otros términos nuevos conforme estudias.

 

Inicia sesión para hacer seguimiento de tus autoevaluaciones
1)¿Qué técnica de lectura rápida usarías para buscar, en una unidad de historia, la fecha de un evento?
2)¿Y si quieres tener una idea inicial del contenido que aún no has leído?
Corregir   Ver Solución   Limpiar

Inicia sesión para hacer seguimiento de tus autoevaluaciones
  1. ¿Cuáles sonlas ideas clave en el siguiente texto?"En la naturaleza, algunos individuos sufren mutaciones; es decir, alteraciones en la secuencia de su ADN. Éstas son heredadas por sus descendientes. Como consecuencia, no todos los individuos de la población son iguales. Las mutaciones no ocurren con frecuencia, pero cuando se dan, son irreversibles y se transmiten a los individuos de las siguientes generaciones"
Corregir   Ver Solución   Limpiar

Samuel Cañadas Santiago

Biólogo especialista en Educación, Comunicador, Doctor en Neurociencia y Comportamiento

Contenidos que te pueden interesar
Este sitio usa cookies para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Ninguna cookie será instalada a menos que se desplace exprésamente más de 400px. Leer nuestra Política de Privacidad y Política de Cookies. Las acepto | No quiero aprender cursos gratis. Sácame