El Mensaje

Anteriormente hemos definido el proceso de comunicación y qué elementos lo componen. Sabemos que el mensaje está compuesto por un conjunto de señales y es transferido a través de un canal. En esta lección analizaremos la importancia de esas señales y sus principales características, y ayudaremos a diferenciar entre hechos y opiniones en los medios de comunicación.

 

Los Componentes Matemáticos del Mensaje

Hasta el momento, hemos definido el mensaje como un conjunto de señales que un emisor transmite a un receptor. Sabemos que el mensaje suele contener información; sin embargo, es importante saber que no todas las señales del mensaje aportan información. Para entender esto, primero debemos poner un nombre a lo que sabe el receptor antes de recibir el mensaje. Puesto que no conoce los datos que le van a llegar, decimos que hay incertidumbre. Supongamos, por ejemplo, que caminamos por la calle y nos aproximamos a un cruce. En principio, aún no vemos el semáforo y no sabemos si podremos cruzar o tendremos que esperar; ésa es la incertidumbre.

La información, entonces, es la parte del mensaje que reduce la incertidumbre. En el ejemplo del cruce, supongamos que vemos el semáforo en verde para los peatones; en este caso, las señales nos aportan una información que significa que podemos cruzar, al contrario que si viéramos la luz roja. De hecho, los padres de la Teoría de la Información plantearon que todos los mensajes que transmitimos y recibimos se pueden resumir en una secuencia de señales con sólo dos alternativas posibles (así nació el código binario). Por lo tanto, cada alternativa reduce la incertidumbre a la mitad. Precisamente, esa cantidad de información es lo que se usa como medida de información: el bit.

binary 3175073 1280
La Teoría de la Información supuso un impulso para la informática.

Pero pueden existir otras señales en el mensaje que no reduzcan la incertidumbre. Esas señales que no aportan información al receptor se conocen como ruido. Siguiendo con el mismo ejemplo, supongamos que estamos frente al semáforo en verde, pero su luz es tan tenue que no acertamos a diferenciarla. En este caso tenemos una señal que nos aporta información (luz verde) y otra señal que no nos aporta nada o incluso nos dificulta la información (el semáforo está averiado).

Por otro lado, en el mismo mensaje puede haber señales que sí aporten información pero sean innecesarias. En el ejemplo del semáforo, supongamos que sí podemos ver la luz verde, y a nuestro lado hay un policía diciéndonos que crucemos; esa señal es innecesaria, porque ya habíamos visto la luz verde. Cuando en el mensaje hay señales que repiten la misma información, estamos refiriéndonos a refiriéndonos a una redundancia

En realidad, muchos de los mensajes que recibimos a diario son mucho más complejos que el ejemplo del semáforo en el cruce, pero estas variables se pueden medir en todo proceso de comunicación.

 

Los Componentes Lingüísticos del Mensaje

Hasta el momento hemos hablado de comunicación, información y mensajes en términos muy generales. Pero cuando hablamos de medios de comunicación, el mensaje es codificado en un idioma, por lo tanto podemos estudiar los componentes lingüísticos que lo conforman. 

La sintaxis es el estudio lingüístico de la forma en la que están construidos los mensajes, es decir, las conexiones entre las palabras y la función que cumplen dentro de una frase. En ocasiones, las oraciones tienen una construcción sintácticamente tan compleja que dificultan la comprensión del mensaje. Por otro lado, la semántica se refiere al significado de las palabras usadas en el mensaje. Es importante saber que existen palabras con significados muy concretos en ámbitos especializados, y esos significados no pueden ser referidos más que por una palabra convenida; son los llamados tecnicismos. Por otro lado, las palabras polisémicas tienen varios significados; normalmente podemos entender el significado en cada caso en función del contexto en que está dicha. Sin embargo, la ambigüedad en el uso de algunas palabras, puede conllevar cierta intención de que el receptor sobreentienda el mensaje.

Cuando alteramos la sintaxis y jugamos con la semántica de un mensaje, estamos trabajando con la accesibilidad del mismo. En la comunicación de contenidos especializados es habitual encontrar mensajes sintácticamente complejos construidos con palabras de campos semánticos muy concretos, quizás palabras con las que no estamos familiarizados. En estas situaciones, podemos tratar de entender el mensaje, pero en muchos casos la gente desiste y se desentiende, o bien da crédito por defecto a ese mensaje, aceptando que si es inaccesible, probablemente sea demasiado culto. Existe cierta tendencia a confiar en mensajes inaccesibles en función de quién nos los envíe.

Por otro lado, la pragmática es el estudio de la conexión entre la información del mensaje y las características del contexto en el proceso de comunicación. En periodismo, la cualidad de noticiabilidad está relacionada con el campo pragmático del lenguaje. La noticiabilidad de una información es el conjunto de características que hacen que una información sea noticia en un lugar determinado, en un momento dado y para un grupo de personas. Cuando la información del mensaje está bien conectada con las características del contexto, decimos que el mensaje es pertinente.

Considerando todo lo anterior, cuando un mensaje es accesible y pertinente, decimos que hay una comunicación eficaz. Si recordamos la definición de comunicación, la transferencia del mensaje provoca un cambio de conducta en el receptor. De este modo, cuando decimos que hay una comunicación eficaz, significa que el cambio de conducta es el esperado por el emisor. Esto no debe entenderse necesariamente como manipulación; por ejemplo, en una oficina de información turística habremos recibido un mensaje de forma eficaz si sabemos dónde ir en todo momento; o un docente habrá una comunicación eficaz con sus alumnos si éstos hacen correctamente las tareas que han aprendido.

 

Las Falacias Lógicas

Supongamos que recibimos un mensaje elegante, es decir, con bastante información y poco ruido, y que está construido de manera accesible y pertinente con el contexto, es decir, hay una comunicación eficaz. No basta con esto para suponer que la información correcta, ya que debemos de analizar la conexión entre las ideas que hay contenidas en el mensaje, es decir, su argumentación.

En lógica, se conocen como falacias aquellos argumentos que parecen válidos en forma, pero no lo son en contenido. Habitualmente en los medios hay mensajes en los que, partiendo de unas premisas dadas, se llega a una conclusión de forma dudosa y se presenta como un hecho. Esto puede ocurrir por desconocimiento de los fundamentos, por exceso de especulación o incluso de forma intencionada. La falacia puede cometerse tanto al emitir el mensaje como a la hora de analizarlo, por eso debemos ser conscientes de las formas de argumentación.

Es importante destacar que una conclusión puede ser cierta aunque el argumento sea falaz, y viceversa. A continuación veremos algunos casos de las falacias lógicas más comunes:

  • Principio de autoridad. Se presenta una información como cierta aludiendo a que quien la aporta es un experto. 
  • Ataque ad hominem. Se trata del caso opuesto: desconfiar de la información si el mensaje lo dice una persona inexperta en un tema.
  • Argumento ad populum. En la tendencia hacia la democratización de la sociedad, a veces caemos en el error de considerar que los hechos son ciertos o no según cuánta gente crea en ellos. 
  • Arreglo de bulto. A veces hacemos clasificaciones de la realidad que pueden resultar artificiales, pero nos ayudan a entenderla porque siempre lo hemos hecho así, y así surgen las sobregeneralizaciones. 
  • Generalización apresurada. Se ofrece una conclusión basada en pruebas insuficientes. 
  • Petición de principio. La conclusión está incluida en las premisas y se genera un argumento circular. 
  • Cum hoc ergo propter hoc. Se busca una relación de causa y efecto entre dos sucesos que han ocurrido al mismo tiempo. 
  • Falacia del francotirador o "cherry picking". Consiste en elegir como evidencia solamente aquellos datos que apoyan una determinada conclusión o forma de pensar. 
  • Hombre de paja. Consiste en desacreditar la forma de pensar de una persona, criticando argumentos que esa persona no ha dado. 
  • Argumento ad consequentiam. Se defiende que una idea es cierta sólo porque se desea que ocurra su consecuencia.
  • Inversión de la carga de la prueba. Se defiende una idea concreta porque hasta el momento no ha podido ser rechazada.

 

Actividades de Apoyo

Inicia sesión para hacer seguimiento de tus autoevaluaciones
1)La es la parte del mensaje que reduce la incertidumbre.
2)La parte del mensaje que no aporta nada al receptor se conoce como .
Corregir   Ver Solución   Limpiar

Inicia sesión para hacer seguimiento de tus autoevaluaciones
1)Si en un mensaje, la misma información se repite varias veces, decimos que ese conjunto de señales son
Corregir   Ver Solución   Limpiar

Inicia sesión para hacer seguimiento de tus autoevaluaciones
  1. Los siguientes mensajes contienen la misma información, pero se diferencian entre ellos en términos sintácticos y semánticos; elige el que sea sintácticamentemás simple:
  2. ¿Qué situación hace referencia a un mensaje más pertinente?
Corregir   Ver Solución   Limpiar

Inicia sesión para hacer seguimiento de tus autoevaluaciones
Identifica la falacia en los siguientes mensajes:
La tasa de incidencia de determinados cánceres ha aumentado en España desde finales de los 70; como en aquella época se promulgó la Constitución, la democracia provoca cáncer.
James Watson, Premio Nobel por co-descubrir la estructura de la molécula de ADN, recientemente ha asegurado que las mujeres y las personas de otras razas son "biológicamente inferiores".
Si no apoyas la jornada laboral de 8 horas, es que quieres que se reduzcan los sueldos.
Un agricultor no es quién para decir que los precios del mercado son altos, porque él no es economista.
Deben prohibirse los organismos modificados genéticamente porque mucha gente opina que son perjudiciales para la salud.
Si eres alemán, seguro que eres racista.
En un experimento, una cepa de ratas con un gen dañado tuvo más dificultad en superar una prueba, por tanto ése es el gen de la inteligencia.
El acusado alega que estaba solo en su casa a la hora del atraco al banco, así que como no había nadie con él, seguro que miente.
Corregir   Ver Solución   Limpiar

¿Te gustó? Pues comparte ;-)
Conoce al autor

Samuel Cañadas Santiago

Biólogo especialista en Educación, Comunicador, Doctor en Neurociencia y Comportamiento

Este sitio usa cookies para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Ninguna cookie será instalada a menos que se desplace exprésamente más de 600px. Leer nuestra Política de Privacidad y Política de Cookies. Las acepto | No quiero aprender cursos gratis. Sácame