Reflexiones epistemológicas en educación

La educación es un fenómeno ineludiblemente complejo. Desde su origen ontológico hasta sus conceptualizaciones formales, pasando por las prácticas diarias, es una actividad que momento a momento se renueva. Este panorama tan basto nos obliga a poner en perspectiva nuestra propia experiencia y formación para tener un criterio histórico.

Ha pasado mucho tiempo desde la creación de la escuela. Y en ese devenir han aparecido distintas posturas y propuestas. Claro está, en cada momento ha habido predominio de unas sobre las otras, pero nunca monopolio. Basta recordar al famoso "Emilio" de Rousseau para entender que la pedagogía nueva no es tan nueva, o revisar "Leviatán" de Hobbes para observar una propuesta absolutista donde Estado no es sinónimo de reproducción normalizadora, sino garante de orden social.

Hemos visto todo cambiar, paradigmas dominar durante décadas, con la misma convicción de que sus postulados eran los más apropiados y honestos, y luego caer. Eso probablemente pasará. La educación es tremendamente compleja y ante todo esto ¿Qué lugar ocupamos, los docentes, los investigadores?

Eso naturalmente queda a conciencia de cada uno. Pero como educador e investigador es mi responsabilidad pedir conciencia epistemológica y espíritu científico para buscar que cada una de nuestras prácticas (entendiendo que no pueden ser absolutamente verdaderas o buenas) sean realizadas a conciencia.

¿Te gustó? Pues comparte ;-)
Este sitio usa cookies para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Ninguna cookie será instalada a menos que se desplace exprésamente más de 600px. Leer nuestra Política de Privacidad y Política de Cookies. Las acepto | No quiero aprender cursos gratis. Sácame