Vigilancia y seguimiento

Es necesario idear un sistema que garantice el cumplimiento de las indicaciones y medidas protectoras y correctoras por lo que para ello debe preverse un plan de vigilancia ambiental.

También tiene como objetivos:

- Comprobar la cuantía de ciertos impactos cuya predicción resulta difícil para evaluarlos y articular nuevas medidas correctoras en caso de que las aplicadas no sean suficientes.

- Detectar alteraciones no previstas a priori, para adoptar nuevas medidas correctoras.

- Evaluar la eficiencia de las medidas planteadas.

- Determinar la magnitud de los impactos que no han podido evaluarse cuantitativamente.

- Establecer un mecanismo de advertencia de nivel crítico.

- Fijar un método de validación y calibración de modelos matemáticos.

- Servir de fuente de datos para diseñar otras EIA.

Consta de dos fases fundamentales:

- Definición de indicadores.

- Seguimiento de los mismos.

Un indicador es una medida que proporciona información útil sobre la consecución de los objetivos en los diferentes momentos del proyecto. Esta medida puede ser cualitativa, cuantitativa, de comportamiento, etc. La definición y observación de los indicadores permite, por tanto, conocer el grado de integración ambiental logrado por el proyecto.

Para cada elemento sujeto a vigilancia, debe existir un indicador que exprese su comportamiento ambiental, de los valores tomados por estos indicadores se deducirá la necesidad o no de aplicar medidas correctoras de carácter complementario.

El número de indicadores ha de ser lo más reducido posible, procurando siempre que un mismo índice sirva para estimar varios factores. Para cada indicador debe definirse:

- Su grado de exactitud.

- Su grado de sencillez de determinación.

- Su grado de representatividad de la calidad ambiental.

En el caso de las medidas correctoras y compensatorias, los indicadoresson de dos clases:

- Indicadores de realizaciones, que valoran la puesta en práctica de las medidas.

- Indicadores de resultados, que valoran los efectos de las medidas.

La definición de umbrales de alerta señala el punto a partir del cual deben entrar en funcionamiento los sistemas de prevención y/o seguridad establecidos en el programa, los umbrales vendrán descritos en función de la magnitud, el calendario, los puntos de comprobación, los requerimientos del personal, las medidas de urgencia, etc.

Siempre que las características de las alteraciones lo permitan, los indicadores definidos deberán ser de tal naturaleza que la inspección visual, realizada mediante recorridos por la zona afectada, permita a un técnico percatarse del grado de cumplimiento del programa de vigilancia.

Otra forma eficaz es la de comprobar el programa de seguimiento mediante unsistema de encuestas a formalizar por los Ayuntamientos y/o particulares afectados o que hayan intervenido en el proceso de información pública.

La Dirección de la Obra juega un papel fundamental en la vigilancia y prevención del impacto ambiental, por su capacidad de controlar sobre el terreno el cumplimiento efectivo de tales medidas.

El éxito de la EIA no es el de corregir impactos sino el de prevenirlos. En este sentido, una adecuada ejecución de la obra no sólo minimiza los efectos ambientales del proyecto sino que abarata considerablemente el coste de su corrección y vigilancia.

Con la información de los indicadores anteriores se obtienen los indicadores de gestión que pueden ser:

- De eficacia de ejecución.

- De eficiencia de ejecución.

Ambos tipos se aplican a todos los aspectos de la ejecución de las medidas de un proyecto.

¿Te gustó? Pues comparte ;-)
Este sitio usa cookies para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Ninguna cookie será instalada a menos que se desplace exprésamente más de 600px. Leer nuestra Política de Privacidad y Política de Cookies. Las acepto | No quiero aprender cursos gratis. Sácame