Segunda revolución industrial

¿En qué consistió la segunda fase de la revolución industrial?

¿Cuáles fueron los avances tecnológicos de ese período?

¿Qué consecuencias sociales y económicas tuvieron?

 

Los inventos

La segunda fase de la revolución industrial (también llamada por muchos  la segunda revolución industrial), se ubica entre la mitad del siglo XIX y el comienzo de la primera guerra mundial (1914). 

En esta etapa ocurrió un desarrollo significativo de varios sectores importantes: Las industrias textil y metalúrgica tuvieron un rápido crecimiento y notable modernización. Se inició la electrificación de las  industrias y las ciudades,  se dinamizó el crecimiento de la industria química y  se generalizó el uso  de nuevas fuentes de energía como el petróleo y el gas, se crearon nuevos materiales y se ampliaron los sistemas de transporte.

Lo más importante, sin embargo, es la serie de cambios sociales y económicos que se produjeron en forma acelerada y que determinaron el desarrollo que condujo a la etapa actual de civilización.

Los inventos más importantes de esta etapa son: el teléfono (Alexander Graham Bell, 1876), el motor de combustión interna (James Watt, 1878), la bombilla incandescente (Thomas Alva Edison, 1878), el fonógrafo (Edison, 1879), la turbina de vapor (Charles Algernon Parsons, 1884), el automóvil (Karl Benz, 1885), la radio (Guglielmo Marconi, 1894), el aire acondicionado (Willis Haviland Carrier, 1902), entre muchos otros sistemas, dispositivos y aparatos.

En la gestión de la empresa, Henry Ford, que  estaba produciendo su famoso automóvil modelo T, buscando aumentar la eficiencia en su manufactura ideó la fabricación en serie y la línea de ensamblaje, en la que cada trabajador sólo efectúa una operación y lo que se mueve es el producto en proceso.

La línea de ensamblaje (o cadena de montaje) redujo radicalmente el tiempo de fabricación de los automóviles y rápidamente se empezó a aplicar en la fabricación de diversos productos industriales.

Después de muchos experimentos, Thomas Alva Edison logró producir un filamento duradero para la bombilla eléctrica que algunos años antes había desarrollado en Inglaterra el químico británico Joseph Swan. Este acierto trajo como resultado el formidable desarrollo del alumbrado eléctrico.

En 1888,  Nikola Tesla descubrió la forma de producir corriente alterna, con lo cual se hizo posible transmitir electricidad a grandes distancias y, por lo tanto la creación de redes urbanas, regionales y nacionales: una tecnología con un impacto decisivo en el desarrollo de la sociedad y la economía.

Wilhelm Roentgen, físico alemán, descubrió en 1895 los rayos X por casualidad: estaba llevando a cabo experimentos con electricidad pasando por botellas llenas con gases. Su uso se extendió rápidamente y, por su hallazgo, Roentgen obtuvo el primer premio Nobel de Física en 1901.

Ese mismo año, Marconi demostró la primera señal transatlántica utilizando código Morse y telegrafía inalámbrica. La telegrafía inalámbrica fue inventada y de inmediato ampliamente utilizada en buques para el envío y recibo de señales, lo que produjo un extraordinario avance en las comunicaciones.

 

Consecuencias de la  Revolución Industrial

La revolución industrial tuvo consecuencias en la economía, en las relaciones laborales, en la calidad de vida de la población de Europa, principalmente, y en la forma de gobernar y el grado de influencia política de las naciones.

A partir de 1870, la rápida expansión de las líneas ferroviarias y telegráficas  propició un movimiento inédito de personas e ideas, que condujo a un enriquecimiento cultural que puede calificarse como un proceso de globalización. El tren sirvió también para utilizar nuevas formas de hacer política.

En materia económica se mejoró la productividad, se incrementó el tamaño del mercado global y la interdependencia de los distintos mercados, gracias a los avances en las tecnologías de producción,  de transporte y de comunicaciones.

También las ganancias de los propietarios o patronos aumentaron significativamente.

El proceso de desarrollo económico tomó un nuevo impulso. Se expandió el sistema capitalista de la economía y cambió la forma de  gestión de las empresas.

Aunque lejos de ser perfecto, el sistema capitalista ha producido el mayor grado de prosperidad a la humanidad y dado soporte a los gobiernos democráticos.

Un cambio social importante fue el desarrollo de una nueva relación entre trabajadores y empleadores. Empezaron a transformarse también los métodos de enseñanza y la formación de los trabajadores.

En las primeras etapas del capitalismo, la clase trabajadora sufrió abusos en materia de compensación y por exceso de carga de trabajo (todavía hoy queda mucho de esto en el mundo).

Sin embargo, legislaciones progresistas y derechos ganados gradualmente han ido logrando mejoras en la relación laboral, especialmente en los países más avanzados, mediante políticas y leyes más justas.

El impacto social de la revolución industrial ha sido determinante en la historia de la humanidad.

 

Ejercicios de repaso

Inicia sesión para hacer seguimiento de tus autoevaluaciones
1)1. El descubrimiento de la corriente hizo posible transmitir
electricidad a grandes distancias
2)2. La movilización de personas e ideas produjo un enriquecimiento
inédito
3)3. Una importante consecuencia de la revolución industrial fue el nacimiento
del
Corregir   Ver Solución   Limpiar

 

Imagen: Iluminación eléctrica

Iluminación eléctrica

 

Jose Ramón Solano

Master of Engineering Management

Este sitio usa cookies para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Ninguna cookie será instalada a menos que se desplace exprésamente más de 600px. Leer nuestra Política de Privacidad y Política de Cookies. Las acepto | No quiero aprender cursos gratis. Sácame