Solenoide

La palabra solenoide procede del griego solen→ canal, tubo y de eidos→ aspecto, forma:

solenoide

 

Para construir tu solenoide se te propone el contenido de la siguiente figura:

elementos para hacer un soleniode

 

Con unos 60cm de hilo de cobre esmaltado de menos de 1mm de grueso y un clavo de unos 6 o 7 cm de largo puedes construirte un solenoide.

El hilo de alambre de cobre debe estar esmaltado para que al enrollarlo en el clavo no haga contacto con éste ni las espiras (vueltas) entre sí.

Los extremos del alambre han de estar sin esmalte para conectar con los polos de una pila y se verifique el paso de electrones por el hilo conductor.

Para eliminar el esmalte en cada una de las puntas te puedes servir de unas tijeras. Basta que las raspes suavemente.

Enrollas el clavo con el alambre de cobre procurando que el hilo se encuentre tenso hasta completar la longitud del clavo.

Ahora extraes el clavo con cuidado para que el enrollamiento no se deforme y te quedará, más o menos, como vemos en la 3ª foto de la figura última, acabas de hacer un solenoide.

Procura no tenerlo conectado mucho tiempo porque notarás que la pila y todo el circuito se calientan. Recuerda la ley de Ohm a la que tantas veces nos hemos referido.

Puedes preguntarte: Y esto, ¿para qué sirve?

Si al solenoide lo conectas con los polos de una pila tienes tu imán, pero has necesitado una fuente de corriente eléctrica continua.

pila

 

 

Dirás que no notas nada. Seguramente tienes razón.

Lo que sucede es que hemos utilizado un hilo de cobre por donde la corriente no ha alcanzado ni 0,010 amperios y no es suficiente para apreciarlo a simple vista.

Quizá hayas pensado en utilizar corrientes de 1 o 2 amperios, para que se note el campo magnético.

Para tus trabajos, experimentos, juegos, etc., procura no utilizar corrientes continuas que pasen de 0,010A o 10mA, te bastan entre 1,5 y 3V de diferencia de potenciales.

Con estas intensidades y voltajes tu salud no corre riesgo en el caso de que tengas un descuido.

Una corriente continua provoca en tu cuerpo una contracción muscular. En el caso de que manejases corrientes de más de 30mA piensa que tu corazón es un músculo y su contracción podría ser grave.

También es peligroso trabajar con corrientes eléctricas en lugares donde hay humedad, se llevan como el perro y el gato:

p

¿Te gustó? Pues comparte ;-)
Este sitio usa cookies para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Ninguna cookie será instalada a menos que se desplace exprésamente más de 600px. Leer nuestra Política de Privacidad y Política de Cookies. Las acepto | No quiero aprender cursos gratis. Sácame