Diferenciación y segmentación

Al hablar de diferenciación, hemos de distinguir esta del concepto de segmentación . La diferenciación se refiere a cómo compite la empresa en el mercado, mientras que la segmentación se refiere al mercado donde compite la empresa, con todas sus características en lo que se refiere a tipología de clientes, localización,...

Podemos segmentar el mercado si sus características permiten dividirlo en grupos diferentes, por ejemplo, por la edad, gustos,... en definitiva, porque su demanda es distinta. Por tanto, la estructura del mercado será quien delimite la posibilidad de segmentarlo. La diferenciación es elección de la empresa, que puede decidir posicionarse en un mercado, o determinado segmento del mismo en función de las características de la demanda, para ofrecer un producto / servicio adecuado a las características de la clientela. Es una decisión estratégica.

Pero hay que aclarar que la diferenciación no necesariamente implica segmentación, ya que esto dependerá de la estrategia de diferenciación que decida seguir la empresa en cuestión. Así,

  • en mercados masivos, se considera que se dan características comunes entre los diferentes clientes.
  • en mercados selectivos, se considera que las propias características de los clientes crean diferentes grupos de clientes.

 

ANEXO 6.- EL PETRÓLEO EN BOLIVIA

Desde que se anunciara la candidatura de Evo Morales a la Presidencia de Bolivia ya se presagiaba la noticia. Una vez que se declarara elegible, presentó su programa de Gobierno con un eje principal e inamovible. Y cuando llegó al poder (quizás el hecho de que los ciudadanos se identificaran con un indígena como su Presidente fue su gran ventaja competitiva que le valiera llegar al poder), ejecutó la acción .

 

El 1 de mayo de 2006, coincidiendo con el Día del Trabajador, Evo Morales cumple su palabra y firma el decreto que nacionaliza el hidrocarburo de Bolivia  y da al Estado el "control absoluto" del mismo. Las Fuerzas Armadas controlan los oleoductos, gaseoductos y refinerías, incluidos los de la española Repsol YPF y la brasileña Petrobrás. Las empresas extranjeras que operan en Bolivia deberán entregar toda su producción a Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB, la petrolera estatal) y firmar en menos de 180 días nuevos contratos.

Evo Morales considera nulos los actuales contratos, puesto que no fueron ratificados en su día por el Congreso, como manda la Constitución. Esos Contratos de Riesgo Compartido entre las multinacionales y el Estado, otorgaron la propiedad de los hidrocarburos en boca de pozo a las empresas, durante el primer gobierno de Sánchez de Lozada (agosto de 1993 a agosto de 1997). Lozada promulgó además la Ley de Capitalización (marzo de 1994), por la que YPFB "prácticamente desapareció y quedó en manos de las multinacionales, que hasta ahora han controlado las riquezas hidrocarburíferas de Bolivia", según el actual presidente. Pero todo ello cae en saco roto el día 1 de mayo.

Que el petróleo es un bien escaso en el mundo actual es una obviedad. Que el petróleo mueve la economía mundial y tambalea las bolsas por poco que se mueva es innegable. Que constituya una ventaja competitiva para un país la posesión del mismo no tiene discusión. Por eso Bolivia, según dicen el país más pobre de Sudamérica, quiere hacer uso de sus recursos para salir adelante. Es un país pobre pero que cuenta con un recurso estratégico que le otorga la ventaja competitiva: el petróleo.

 

EstrategiaEstrategia

¿Te gustó? Pues comparte ;-)
Este sitio usa cookies para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Ninguna cookie será instalada a menos que se desplace exprésamente más de 600px. Leer nuestra Política de Privacidad y Política de Cookies. Las acepto | No quiero aprender cursos gratis. Sácame