Los cinco mejores métodos

Y ahora llegó el momento de comentar los mejores métodos, y en definitiva aquellos en los que tenemos que poner todos nuestros esfuerzos para alcanzar el éxito que esperamos.

1. Preguntar a tus familiares, amigos, y en general a la gente que conoces y puede echarte una mano, si saben de algún puesto disponible en sus empresas. Este método tiene un porcentaje de éxito del 33%. Hay otros métodos más exitosos, pero éste es muchísimo más efectivo que el envío de CV "a lo loco".

2. Llamar a la puerta de la empresa en la que te gustaría trabajar, no importa si están buscando a alguien en este momento, ve e inténtalo. Este método tiene un 47% de éxito, lo que demuestra que ir y que te conozcan es muchísimo más efectivo que mandar el curriculum.

3. Este tercer método requiere de un poco de tiempo y esfuerzo por tu parte, ya que tendrás investigar en internet e identificar las empresas en las que te gustaría trabajar, ponerte en contacto con el departamento de RRHH o la persona que se encarga de contratar al personal -preferiblemente mediante una llamada de teléfono- y lograr una cita. Preséntate y cáusale una buena impresión. Este método tiene una tasa de efectividad del 65%.

4. Este método se parece al anterior, pero trabajando en equipo lograrás mejores resultados. Crea un “Grupo de búsqueda entre varios amigos” y haz uso de las páginas amarillas, o internet para identificar empresas que os interesen en vuestra ciudad; luego llámalos o visítalos para preguntarles si están buscando a alguien como tú. El porcentaje de éxito sube al 70%. La unión hace la fuerza.

5. Haz un inventario de ti mismo. Con un 86% de éxito. Lo que implica preguntarse “Qué, dónde y cómo”.



Trabajo en equipo

 

¿Qué?; para dar respuesta a esta cuestión tenemos que pensar cuáles son mis habilidades, aquellas con las que me siento más cómodo y puedo usar en cualquier trabajo que desarrolle.

¿Dónde te gustaría poner en práctica tus habilidades? Ya que es ahí donde tu trabajo será más efectivo.

Y finalmente ¿Cómo lo logro? Piensa qué trabajos te gustaría realizar y los nombres de empresa que ofrecen ese tipo de puesto soñado.

Una vez sepamos dar respuesta a estas preguntas, debemos averiguar el nombre de la persona con capacidad de contratación y cuál sería la mejor forma de conocerle.  Esto es quizás lo más difícil, pero no imposible. 

 

¿Te gustó? Pues comparte ;-)
Este sitio usa cookies para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Ninguna cookie será instalada a menos que se desplace exprésamente más de 600px. Leer nuestra Política de Privacidad y Política de Cookies. Las acepto | No quiero aprender cursos gratis. Sácame