Croquetas de pollo, jamón y yerbabuena - Sofreimos cebolla

En una sartén a fuego medio ponemos a calentar el aceite. Picamos la cebolla y, cuando el aceite comience a humear, se la añadimos al mismo.

La cebolla se puede cortar a mano, con un cuchillo, o mejor, para no encontrarse posteriormente los trozos, lo haremos con una picadora.

Croquetas de pollo, jamón y yerbabuena

Hemos tomado una cuchara de palo, que es lo mejor para no estropear la sartén.

Removemos de vez en cuando la cebolla y dejamos freír hasta que se dore un poco.

Croquetas de pollo, jamón y yerbabuena

¿Te gustó? Pues comparte ;-)
Este sitio usa cookies para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Ninguna cookie será instalada a menos que se desplace exprésamente más de 600px. Leer nuestra Política de Privacidad y Política de Cookies. Las acepto | No quiero aprender cursos gratis. Sácame