Girolamo Savonarola

Girolamo Savonarola fue monje dominico nacido en Ferrara el 21 de septiembre de 1452, confesor de Lorenzo de Médici, y con un discurso intenso, carismático e incluso podríamos definirlo como “fánatico”; conocido en la época como el “Monje Negro”.

Dedicó sus esfuerzos a combatir la sodomía y el lujo que según él se había instalado en las clases altas de la época, además de luchar contra la corrupción existente en el seno de la iglesia católica.

Se puede decir que con sus discursos desde el púlpito arengaba a las masas y despertaba su indignación sobre los excesos de las clases dirigentes, así como sobre el camino que estaba tomando la iglesia; de manera que se convertía en un elemento que debía ser controlado por las élites de manera férrea.

Sus arengas eran feroces, no dejaba títere con cabeza, hacía profecías (algunas de las cuales se cumplían), etc…

 

gs

 

Era del todo un personaje bastante “incómodo”, aún más cuando acusó a la iglesia de abandonar el estilo de vida sencillo que le correspondía y albergar en su seno todos los pecados existentes.

Pero la línea de lo tolerable la cruzó el día que decidió arremeter contra el Papa Alejandro VI (acusándolo de disoluto entre otras cosas), lo que provocó su excomunión allá por 1497, de la que hizo caso omiso, subiéndose de nuevo a un púlpito y volviendo a transmitir su ferviente mensaje; dando por tanto una “excusa” perfecta a sus detractores para acabar con él (nunca mejor dicho), siendo arrestado por las autoridades y condenado (en un juicio amañado) a muerte acusado de herejía en la Piazza Della Signoria de Florencia el 23 de mayo de 1498.

¿Te gustó? Pues comparte ;-)
Este sitio usa cookies para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Ninguna cookie será instalada a menos que se desplace exprésamente más de 600px. Leer nuestra Política de Privacidad y Política de Cookies. Las acepto | No quiero aprender cursos gratis. Sácame