Experimentos doble ciegos

El método de doble ciego es una herramienta del método científico para prevenir que los resultados de una investigación puedan ser influidos por el efecto placebo o por el sesgo del observador.

Vamos a verlo con un ejemplo. Supongamos que somos médicos y una importante compañía farmacéutica nos da unas nuevas pastillas para reducir la tensión arterial y tenemos que probar si funcionan o no.

Si simplemente se las administrásemos a un grupo de personas para ir luego midiendo si la tensión arterial baja o no entonces nuestros resultados no serían válidos ya que seguro que a muchos pacientes les bajaría la tensión simplemente por el efecto placebo. No podríamos saber si es debido a la pastilla. El efecto placebo es muy potente y realmente funciona. 

Lo que debemos hacer es dividir a los pacientes en dos grupos, a un grupo se le suministrará la pastilla que queremos probar y al otro grupo, al que denominamos de control, se les dará una pastilla que sabemos que no hace ningún efecto, es lo que llamamos el placebo. El grupo que toma la nueva pastilla tendrá que dar mejores resultados de media que el grupo que toma el placebo. Este sistema de dividir los dos grupos sería el primer "ciego" ya que los pacientes no deben saber que pastilla es la de control y cual es el placebo. Todos deben pensar que están tomando la "real".

Ahora supongamos que la persona que va a tomar la tensión a los pacientes para controlar su evolución sabe quién esta tomando la pastilla y quién no. Al tomar la tensión de un paciente que está en el grupo de la nueva pastilla de la gran farmacéutica y ver que el resultado es muy alto, puede pensar que ha tomado mal la tensión y volver a realizar la prueba, si el segundo resultado es menor confirmará sus sospechas y anotará solo la segunda desechando el primer resultado. Esto es lo que se conoce como sesgo del observador.

La toma de la tensión arterial es una técnica inexacta como tantas otras técnicas que requieren de una interpretación por lo que el investigador tenderá en cada muestra o análisis, sin quererlo, a contaminar los datos con una desviación condicionada por sus expectativas. Para evitar esto las personas que toman los resultados no deben saber tampoco quien pertenece al grupo de control que toma el placebo y quien al grupo que toma la píldora que queremos probar. Este es el segundo "ciego" y el motivo por el que esta técnica básica en el método científico se denomina doble ciego.

Como curiosidad, en los ensayos oftalmológicos se dice en vez de ciego enmascarado para evitar confusiones.

¿Te gustó? Pues comparte ;-)
Este sitio usa cookies para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Ninguna cookie será instalada a menos que se desplace exprésamente más de 600px. Leer nuestra Política de Privacidad y Política de Cookies. Las acepto | No quiero aprender cursos gratis. Sácame