Normas generales y procedimientos para prestar primeros auxilios

En las actividades recreativas los participantes están expuestos a ciertos riesgos físicos que pueden dañar su salud. Por ello es muy importante tomar medidas que puedan prevenir este tipo de accidentes. Para que sepamos actuar de forma correcta es necesario informarnos acerca de las distintas normas y principios, para poder socorrer a una persona en caso de que fuera necesario.

Vamos a empezar explicando las normas generales que debemos saber para prestar los primeros auxilios, que serían las siguientes:

  • Conservar la tranquilidad: en este tipo de caso es eficaz actuar de forma serena pero a la vez con la suficiente rapidez para contribuir a la mejora de la persona afectada. Deberíamos ser claros en el lenguaje, facilitando este proceso tanto a la víctima como al resto.
  • Permanecer con la víctima: deberíamos de prestar una continua atención al afectado, atendiéndolo mientras se espera a los servicios sanitarios pertinentes.
  • Revisar a la víctima: cuando una persona está afectada por un accidente, deberíamos acudir y revisar las posibles lesiones que pueda tener, para poder socorrerla lo antes posible.
  • Atención inmediata: no debemos olvidar que una atención temprana puede reducir el riesgo de posibles consecuencias fatales. Cuanto antes se asista a la víctima, mejor será el resultado.
  • Identificación de la víctima: una vez realizados los pasos anteriores, deberíamos conocer a la persona que estamos atendiendo y a sus acompañantes para facilitar esta función a los servicios sanitarios. También deberíamos recordar la hora en la que se produjo el accidente.
  • Inspeccionar el lugar del accidente: cuando surge una situación así, es necesario inspeccionar la zona con el objetivo de ser conscientes de lo que ha ocurrido y para estar seguro de que no hay nadie más dañado.
  • Evite el saqueo: debemos evitar el saqueo en la medida de lo posible, sin descuidar la salud de las víctimas.

 

Procedimiento para prestar primeros auxilios

Una vez aprendidas las normas a las que deberíamos atender en todo momento, es necesario aprender aquellos procedimientos básicos ante un caso de accidente:

  • Organizar un cordón humano con aquellas personas que no han sido accidentadas para facilitar que los afectados dispongan de aire suficiente.
  • Preguntar entre las personas que se encuentren presentes, quien tiene conocimientos básicos de primeros auxilios para poder ayudar a los afectados.
  • Ofrecer una atención inmediata priorizando a los afectados en el siguiente orden: los que sangran abundantemente, los que no presenten señales de vida, aquellos que presenten quemaduras graves, los dañados por presentar síntomas de fracturas y por último aquellos que tengan heridas leves.
  • Si fuera necesario y es posible, deberíamos trasladar al herido al centro de salud u hospital más cercano respecto a nuestra situación geográfica.
¿Te gustó? Pues comparte ;-)
Conoce al autor

Alicia Madueño Cermeño

Diplomada en Magisterio, especializada en Lengua Extranjera y Educación Especial. Monitora de Animación Sociocultural.

Este sitio usa cookies para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Ninguna cookie será instalada a menos que se desplace exprésamente más de 600px. Leer nuestra Política de Privacidad y Política de Cookies. Las acepto | No quiero aprender cursos gratis. Sácame