Lavado previo a la pintura

Una vez que hemos acabado con el proceso de enmasillado, dejamos el avión tranquilo durante una noche (para que seque bien el enmasillado) y hemos de pasar a imprimar el aparato.

Antes de la imprimación y el pintado hemos de lavar el avión, con agua tibia, jabón y un cepillo de dientes, para eliminar de esta forma los restos de masilla, plástico, polvo, suciedad y grasa que pueden quedaren la superficie de la maqueta.

 

Lavado previo a la pintura Lavado previo a la pintura

 

Secamos la maqueta con cuidado, para no romper nada ni que se nos vaya parte del enmasillado.

La dejamos secar durante un rato largo, para que no nos quede ninguna gota de agua dentro que, posteriormente, saldrá hacia afuera y nos afeará la pintura.

Contenidos que te pueden interesar
Este sitio usa cookies para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Ninguna cookie será instalada a menos que se desplace exprésamente más de 400px. Leer nuestra Política de Privacidad y Política de Cookies. Las acepto | No quiero aprender cursos gratis. Sácame