Malware (II)

  • El uso del computador va más lento.
  • Anuncios "pop-ups".
  • Mensajes o errores inesperados.
  • El computador se queda sin memoria o sin espacio en disco.
  • El computador se apaga sólo de forma inesperada.
  • El computador no arranca de forma normal o produce mensajes extraños.
  • Se producen cambios inexplicables en ficheros, como que desaparecen o cambian de nombre .
  • El computador tiene comportamientos erráticos o inesperados.
  • Hay procesos corriendo (en Windows se ven en el "Gestor de Tareas") que son sospechosos (son nuevos, no se sabe cuál es su función etc).
  • Cambios en el navegador como:
    • Página de inicio del navegador distinta.
    • Nuevo enlace "favorito".
    • Nueva barra de herramientas.

Consejos para protegerse del malware:

Si trabaja en una empresa u organización entonces el administrador de lo sistemas o departamento técnico es responsable del mantenimiento que protege del malware, como es tener a los computadores actualizados, con firewall o cortafuegos y con software anti-virus.

Por su parte usted tiene que tener cuidado y seguir unas precauciones básicas para evitar que código maligno entre en su computador, como:

  • No abra ficheros incluidos en mensajes de correo de personas desconocidas o incluso si conoce el remitente no lo abra si le parece sospechoso (hay virus que utilizan la libreta de direcciones de correo para propagarse).
  • Use contraseñas fuertes.
  • Tenga cuidado con archivos obtenidos por P2P o no use P2P.
  • Mantenga su software de anti-virus actualizado.
  • Mantenga su navegador y los "plugins" que usa actualizados (puede usar por ejemplo la utilidad en https://browsercheck.qualys.com para comprobarlo).
  • Familiarícese con la lista de programas que su computador procesa normalmente (en Windows se ve en el "Gestor de Tareas") y cuando tenga sospechas de malware revise la lista para comprobar si hay procesos nuevos corriendo. Puede buscar en Internet por el nombre del programa sospechoso.
  • Esté a la defensiva y use el sentido común.

Veamos un caso basado en un hecho real que ilustra la necesidad de estar siempre alerta:

Francisco fue a Google a buscar información sobre un anti-virus. Fue a la página web de uno de los resultados e inmediatamente un pop-up le advirtió de que se había detectado un virus en su computador y que debía comprar la suscripción para el antivirus que le solucionar&icaute;a el problema. De manera que Francisco introdujo los datos de su tarjeta de crédito para comprar el producto.

Resulta que todo era un timo. Los defraudadores habían imitado una página web de una empresa conocida de anti-virus y habían conseguido que apareciera como uno de los primeros resultados en Google al buscar por ciertos términos (ésto fue la parte difícil para ellos).

Cuando cualquiera visitaba este sitio web se le aparecía el mensaje advirtiendo falsamente de que su computador tenía un virus y animándole a usar de inmediato su tarjeta de crédito.

La lección es que los criminales en Internet tienen una gran inventiva y siempre están desarrollando nuevas formas de timos. Por este motivo es importante estar a la defensiva siempre y usar principios generales sólidos, como no hacer una compra en Internet como reacción a un mensaje de una página web o un email.

Si le fué útil éste artículo considere comprar el libro "Seguridad Informática en la Empresa" - Teoría y Práctica de Seguridad para Empleados y Gerentes no Técnicos

Para mandar contraseñas y otros secretos recomendamos WhisperPassword

¿Te gustó? Pues comparte ;-)
Este sitio usa cookies para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Ninguna cookie será instalada a menos que se desplace exprésamente más de 600px. Leer nuestra Política de Privacidad y Política de Cookies. Las acepto | No quiero aprender cursos gratis. Sácame