como se inventó el cajero automático

En la actualidad podemos sacar dinero de nuestra cuenta bancaria las 24 horas del día, los 365 días del año… pero hasta no hace mucho esto no era así; si querías sacar dinero de tu cuenta debías acudir a la oficina o sucursal de tu entidad bancaria en los horarios que estaban determinados y retirar la cantidad que desearas.

Esto hacía que si tenías un imprevisto y necesitabas dinero, era más que probable que no pudieses obtenerlo hasta pasadas unas horas o días si coincidía con algún festivo.

El primer inventor de algo parecido a un cajero automático fue Luther George Simijian, quien patentó el invento y lo presentó a algunas entidades bancarias en 1939 que le contestaron que no era un producto demandado, pues sus clientes preferían acudir a las ventanillas ordinarias.

No sería hasta casi 30 años después, concretamente hasta el 27 de Junio de 1967, cuando se instale por primera vez en una sucursal del banco Barclays en Londres.

 

cajero automatico

 

El impulso que necesitaba se lo dio John Sheperd-Barron, un empleado de una fábrica de máquinas contadoras de dinero que se encontró un Sábado el banco cerrado justo cuando se disponía a sacar dinero para el resto de la semana; pues ése era el único día que podía hacer estas gestiones.

El mecanismo que ideó entonces se basaba en las máquinas dispensadoras de chocolatinas y  distaba mucho de ser cómodo, pues el cliente debía acudir a la oficina bancaria y retirar unos cheques de 10 libras (cantidad considerable para la época) cada uno; lo que hacía que no todos los clientes se pudieran beneficiar de dicho sistema.

En el momento de retirar el cheque la cantidad se le descontaba de la cuenta, y simplemente debían acudir al cajero cuando lo necesitasen e introducir el cheque acompañado de un número de 4 dígitos para que el dinero le fuera dispensado.

Este sistema irá evolucionando año a año hasta los actuales y modernos cajeros automáticos que podemos ver en todas las ciudades.

Contenido Relacionado
Este sitio usa cookies para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Ninguna cookie será instalada a menos que se desplace exprésamente más de 600px. Leer nuestra Política de Privacidad y Política de Cookies. Las acepto | No quiero aprender cursos gratis. Sácame