3ª CLASE
Rentabilidad de una acción

4ª CLASE
Ratios bursátiles (I)


5ª CLASE
Ratios bursátiles (II)

6ª CLASE
Operaciones a plazo


 

 
LECCIÓN 2ª
Valor de una acción


Cuando se va a comprar o vender una acción interesa conocer cuál es su valor, para ver en que rangos de precio conviene moverse (tratando de evitar comprar caro o vender barato).

La respuesta a esta pregunta es muy compleja y sólo la evolución futura de la cotización nos dirá si compramos o vendimos a un buen precio.

De todos modos, se puede hablar de diferentes valores de la acción, que hacen referencia a distintos conceptos y que pueden ser más o menos útiles como referencias:

Valor nominal de la acción: como título representativo del capital de una empresa, la acción se emite con un valor nominal que indica la parte del capital que representa.

Este valor nominal en ningún modo determina el valor real de la acción. Tan sólo en el momento de constitución de la sociedad serviría como aproximación al valor real de la acción.

De todos modos, el valor nominal sí tiene importancia ya que el porcentaje que represente del capital de la empresa determina los derechos de voto de cada acción, así como el porcentaje de los dividendos que le corresponden.

Valor contable de la acción: se calcula a partir del patrimonio neto de la empresa (activo de la sociedad menos pasivo exigible) dividido por el número de acciones en circulación.

Tampoco este valor es una buena aproximación al valor real de la acción, ya que los activos de la sociedad figuran registrados a sus precios de adquisición, que pueden estar muy alejados de sus precios reales.

    Ejemplo: una empresa compró hace años unos terrenos que figuran en sus libros contables al precio de adquisición, cuando el valor actual de esos terrenos puede ser muy superior.

Valor económico de la acción: este valor si sería un buen indicador del valor real de la acción. Se calcula a partir del valor estimado de la empresa dividido por el número de acciones.

No obstante, también tiene serias limitaciones:

En primer lugar, no siempre vamos a conocer en cuanto se valora una empresa.

En segundo lugar, y lo que es más grave, para valorar una empresa el analista tiene que realizar numerosas hipótesis (crecimiento del sector, evolución de su cuota de mercado, comportamiento de los tipos de interés, proyección de beneficios a 5 o más años vistas, etc.), lo que hace que las valoraciones terminen siendo muy subjetivas.

Dificilmente dos analistas financieras coincidirán en el valor estimado de una empresa. Lo más probable es que sus estimaciones sean muy diferentes.

Valor de mercado de una acción: es el precio al que cotiza la acción en bolsa y es la mejor indicación de a que precio se debe comprar o vender.

Pero también hay que tener en cuenta que la acción puede estar sobrevalorada o infravalorada en bolsa.Si el valor de mercado estuviera muy por encima de su valor económico la acción estaría sobrevalorada, y si estuviera muy por debajo, infravalorada.

Por lo tanto, los diversos valores señalados pueden servir de referencias, pero poco más. Es importante buscar información complementaria: opinión de los analistas, evolución histórica de la acción, ratios bursátiles a los que cotiza, etc.

 

 


Clase anterior

Proxima clase


Página de Inicio       Contáctanos       ¿Quiénes somos?
Este es un producto de AulaFacil S.L. - Madrid, 13 de Julio 2000