Los mejores cursos GRATIS © AulaFacil.com
lunes, 18 diciembre 2017 español
Síguenos
Publica tu curso
¿Cómo Funciona AulaFácil?

La lectura

La lectura es el mayor reflejo de comprensión de un texto tanto para uno mismo, como para el auditorio al que nos dirigimos. El modo en el que leemos e interpretamos un texto influye directamente en la atención que el público u oyente presta a nuestro discurso.

Ejercicio de la lectura

 

Por ello, debemos tener en cuenta los signos de puntuación de los que consta un texto, ya que nos marcarán las pautas de entonación adecuadas que darán mayor sentido y énfasis a la lectura.

Los signos de puntuación, interrogación y exclamación son los principales:

  • La coma: cuando en un texto llegamos a la coma, es importante que el tono que adquiramos hasta llegar a ella sea ascendente, es decir, las comas se leen en ascendente. 

Ejemplo: Algunos de mis compañeros, son demasiado habladores.

  • El punto: cuando en una oración llegamos a un punto, es importante que por el contrario a la coma, éste sea descendente. Es decir, los puntos tanto seguidos como apartes se leen en tono descendente. Únicamente marcaremos con mayor caída el punto y final para que el oyente sea consciente de que el texto o discurso ha finalizado por completo. 

Ejemplo: Algunos de mis compañeros, son demasiado habladores. Nunca me permiten interrumpir su conversación.

  • Las exclamaciones: cuando en un texto se enfatice alguna expresión o frase, nuestro tono debe ser también enfático.

Ejemplo: ¡Qué bella es esta pintura!

  • Interrogaciones: cuando en un texto debamos leer una pregunta, es importante marcar bien la interrogación para que el público u oyente sepa que se está haciendo una pregunta sobre algo, y con ello, que la distinga claramente del resto de las oraciones.

Ejemplo: ¿Qué podemos aportar nosotros?

 

Estos signos de puntuación constituyen las inflexiones de un texto, que junto a la expresión gestual y corporal permiten al público mantenerse atento e interesado en el discurso que estamos emitiendo, evitando con ello la pérdida de atención o la monotonía.

 

Del mismo modo, es importante tener en cuenta las dos formas de lecturas existentes en función del público presente o no en la sala.

  • Lectura ante un público presente: en este caso no sólo debemos limitarnos a realizar las inflexiones anteriormente señaladas, sino que debemos dirigir nuestra mirada tanto hacia el público allí presente como hacia el guión o panel que tengamos delante. No debemos limitar nuestra mirada únicamente hacia el discurso escrito ya que gran parte de la comprensión de un texto reside en la interacción con el público.

Ejemplo: Profesor ante su clase o mitin político.

  • Lectura ante un público indirecto: este tipo de lectura permite al emisor sentirse más relajado y pendiente del discurso, dado que su expresión corporal o gestual no se refleja ante el público u oyente. Sin embargo, este tipo de lectura no implica que el emisor no deba estar atento a las inflexiones de la lectura, es más, debe incluso prestarle más atención, ya que de ellas dependerá la total captación del mensaje por parte del oyente.

Ejemplo: Locutor de radio.

 

Conoce al Autor/a:
  • María Bengoa Puente   Contactar con el Autor
    Periodista freelance- Redactora- Locutora- Community Manager y Social Media Manager

    Tiene 1 contenidos
Gracias por compartir y gracias por enlazar la página
Compartir en Facebook

¡Suscríbete GRATIS a nuestro boletín diario!:

Búsqueda personalizada
Existen nuevos mensajes en las siguientes salas de chat:

      Recibe gratis alertas en tu navegador, sin configuraciones ni registros. Más info...
      [Me Interesa] | [No me interesa]



      ¿Dudas? ¿Preguntas? Plantéalas en el foro
      Suscríbete Gratis al Boletín

      Escribir la dirección de Email:

      Delivered by FeedBurner

      Destacamos
      Cargando datos...
      Buenos Artículos Diarios

      Sigue a AulaFácil en:

      Ránking Mundial Certificados
      Banner AulaFácil

      Este es un producto de AulaFacil S.L. - © Copyright 2009
      B 82812322 Apartado de Correos 176. Las Rozas 28230. Madrid (ESPAÑA)