Los mejores cursos GRATIS © AulaFacil.com
martes, 17 octubre 2017 español
Síguenos
Publica tu curso
¿Cómo Funciona AulaFácil?

Lesiones de rodilla

Sin duda, se trata de la articulación más complicada. Esto se debe a las numerosas partes que componen su estructura. Es una de las articulaciones que más sufren en la práctica deportiva, especialmente en el fútbol. Es fundamental en la marcha o al caminar, así como en la carrera, su acción es fundamental en ello, y su deterioro parece lógico con su uso constante.

La rodilla se compone de huesos, ligamentos, tendones, cápsulas, meniscos, líquido, etc. Su fuerza y estructura dan firmeza y equilibrio al cuerpo. Sus movimientos son flexión y extensión.

 

Extensión y flexión de rodilla

 

Es una articulación troclear formada por los cóndilos femorales, la rótula y la meseta tibial o base en la que se sustenta.

 

Se podría dividir en dos:

- Articulación femorotibial (bicondílea)

- Articulación femororotuliana

 

Entre estructuras óseas (fémur y tibia) se encuentran los meniscos -interno y externo- cuyo fin es amortiguar y evitar fricciones.

En la parte central encontramos el Ligamento Cruzado Anterior (LCP) y el Ligamento Cruzado Posterior (LCP). Ambos se cruzan entre sí.

En los laterales, como su propio nombre indica, está el ligamento lateral interno (por la cara interna) y el externo (por la cara externa).

La rotula, situada en la parte central de la rodilla, es una parte ósea, con forma triangular y aplanada en la cara anterior. Franqueada por una cápsula articular, menisco, tejido cartilaginoso, los ligamentos anteriormente ya citados, y sobre todo, sustentada por el tendón rotuliano y del cuádriceps.

 

Rodilla

 

 

Lesiones de rodilla más comunes en el fútbol.

  • Esguince: movimiento inadecuado o fuera del rango de movimiento de la articulación, que produce distensión o elongación excesiva de los ligamentos de la articulación, o incluso rotura: Este puede ser de tres grados.
  1. Grado I: sin rotura de ligamentos. Presenta dolor y sensibilidad.
  2. Grado II: rotura parcial de ligamentos, inflamación, dolor y equimosis. Dificultad al caminar.
  3. Grado III: Rotura total de ligamentos. Inflamación, edema, dolor e imposibilidad de apoyo y de caminar.

Sin duda, la más común de las patologías, o lesiones, es la rotura de los ligamentos cruzados, una lesión muy frecuente en futbolistas.

  • Dislocación de rotula: esta estructura se sale de su posición normal produciendo, por movimiento inadecuado, debilitación o descompensaciones musculares:
    • Deformación.
    • Disminución y limitación del ROM.
    • Dolor y sensibilidad.
    • Inflamación.
  • Tendinopatía: inflamación del tendón por sobreuso, trauma, desajustes biomecánicos o mala práctica deportiva.
  • Tendinitis rotuliana: inflamación del tendón rotuliano. Es muy frecuente en el deporte debido a los constantes saltos, giros, aceleraciones, etc.:
    • 1. Conlleva dolor post ejercitación o durante ella.
    • 2. Tiene carácter crónico.
  • Condromalacia: los traumatismos repetidos en la rodilla, los movimientos que someten a continuo estrés a toda la estructura cartilaginosa y los desajustes biomecánicos en la rodilla y la posición de la rotula originan un deterioro del cartílago articular de la rotula, produciendo dolor.
  • Meniscopatia: lesión que afecta al menisco, ya sea interno o externo, o sus estructuras cartilaginosas. Muy frecuente en el deporte por su uso elevado. Puede conllevar desgarros severos o leves, por acción traumática propia de la competición, o desgaste por motivos de edad como proceso degenerativo. Puede producir:
    • Dolor en la interno y al caminar.
    • Imposibilidad de flexionar la rodilla.
    • Inflamación.
    • Posible edema.
    • Bloqueo articular y sonido de crujido.

 

Tratamiento para estas lesiones

  • Metodo RICE:
  1. Reposos.
  2. Hielo: antiinflamatorio y analgésico.
  3. Compresión.
  4. Elevación de la pierna lesionada para favorecer el retorno venoso.
  • Tratamiento con profesionales:
  1. Masajes.
  2. Crioterapia.
  3. Kinesiotape.
  4. Manipulaciones y movilizaciones.
  5. Vendaje funcional.
  6. Acupuntura.
  7. Punción seca.
  8. EPI (Electrolisis Percutánea Intratisular).
  • Medicamentos:
  1. Antiinflamatorios no esteroides, como el ibuprofeno.
  2. Analgésicos.
  3. Colágenos.
  4. Ácido hialurónico.
  5. Otros.
  • Cirugía:

Artroscopia: cirugía en la que se usa una microcámara y pequeños instrumentos introducidos por dos orificios pequeños hacia el interior de la rodilla para realizar la intervención.

Reconstrucción del ligamento mediante:

1. Injerto o Plastia.

  • Rehabilitación y readaptación deportiva:
    • Fijar duración, tiempos y etapas.
    • Supervisión y tratamiento fisioterapéutico durante todo el proceso.

 

Ejemplo: protocolo de rehabilitación de rodilla tras operación de Ligamento Cruzado Anterior (LCA) (de mikkelsen y col 2000 y shaw 2002).

 

Protocolo de rehabilitación de LCA

SEMANA 1

  • Reposo absoluto, frío local.
  • Electro estimulación muscular del cuádriceps.
  • Elevación de la pierna.
  • Ejercicios isométricos.
  • Movimientos pasivos de la rodilla.

SEMANA 1 – 2 (más lo anterior)

  • Desplazamiento con muletas.
  • Estimular el soporte del peso corporal.
  • Ejercicios activos de flexión de rodilla hasta 90°.
  • Retirada de los puntos.

SEMANA 2 – 3

  • Movilización de la rotula.
  • Reeducación de la marcha, marcha sin muletas.
  • Ejercicios activos de flexión de rodilla hasta limitación por el dolor.
  • Bicicleta estática cuando la flexión de la rodilla sea de 100°.
  • Ejercicios en piscina.

SEMANA 3 – 5

  • Flexión pasiva de rodilla.
  • Trabajos de propiocepción y de equilibrio.
  • Ejercicios de cadena cinética cerrada para cuádriceps y rodilla.
  • Entrenamiento isocinético.

SEMANA 5 – 6

  • Conseguir un recorrido articular de 130°.
  • Trotar, correr suave.
  • Ejercicios de agilidad.

SEMANA 7 – 10

  • Correr recto sobre superficie plana.
  • Incrementar todo lo anterior.
  • Recuperación total de ROM.
  • Ejercicios específicos a baja intensidad.

TERCER MES

  • Trotar y correr sobre cualquier superficie.
  • Correr con giros, cambios de dirección 45°.
  • Carreras con aceleraciones y desaceleraciones.
  • Ejercicios específicos del deporte.

ENTRE CUARTO Y SEXTO MES

  • Volver a la práctica deportiva habitual.
Conoce al Autor/a:
Gracias por compartir y gracias por enlazar la página
Compartir en Facebook

¡Suscríbete GRATIS a nuestro boletín diario!:

Búsqueda personalizada
Existen nuevos mensajes en las siguientes salas de chat:

      Recibe gratis alertas en tu navegador, sin configuraciones ni registros. Más info...
      [Me Interesa] | [No me interesa]



      ¿Dudas? ¿Preguntas? Plantéalas en el foro
      Suscríbete Gratis al Boletín

      Escribir la dirección de Email:

      Delivered by FeedBurner

      Destacamos
      Cargando datos...
      Buenos Artículos Diarios

      Sigue a AulaFácil en:

      Ránking Mundial Certificados
      Banner AulaFácil

      Este es un producto de AulaFacil S.L. - © Copyright 2009
      B 82812322 Apartado de Correos 176. Las Rozas 28230. Madrid (ESPAÑA)